Cómo lograr que tus propósitos sean alcanzables

Finanzas Digital.- Alcanzar lo que nos proponemos es algo que toda persona debe plantearse como su objetivo principal a lo largo del año, la cuestión es: ¿Cómo lograrlo?

propositos4La principal clave es la fuerza de voluntad, pero, ¿en qué consiste dicha fuerza? Básicamente se trata de la capacidad (la energía y el conocimiento) que tenemos para controlar nuestros impulsos y nuestras conductas, con el fin de dirigir nuestros pasos hacia donde nosotros queremos.

Significa también “resistir” a la satisfacción de corto plazo, en aras de alcanzar objetivos o metas a largo plazo. Asimismo, cabe señalar que la fuerza de voluntad está relacionada con resultados positivos, tales como mejores calificaciones, mayor autoestima, menores índices de abuso de sustancias, mayor seguridad financiera y mejoras en la salud física y mental.

Piensa que así como los músculos del cuerpo se fortalecen con el ejercicio constante, el ejercitar el autocontrol de manera frecuente puede provocar que tengamos más fuerza de voluntad con el paso del tiempo.

Asimismo, esta capacidad está íntimamente relacionada con los siguientes elementos:

1. Motivación

2. Autoestima

3. Tolerancia a la frustración

4. Creencias respecto al cambio, éxito y fracaso

Se cree que ya nacemos con fuerza de voluntad y que si no la tenemos, ya no podremos obtenerla. Esto es un gran error, ya que ésta se va construyendo y fortaleciendo día a día.

Recuerda que tener voluntad implica lograr llevar a cabo acciones claras, definidas y concretas, basadas en nuestros deseos y nuestras decisiones.

Así para fijarte propósitos verdaderamente alcanzables puedes seguir los siguientes pasos:

1. Pregúntate cuál es tu propósito y por qué quieres alcanzarlo.

2. Escribe lo que estás dispuesto a hacer para lograrlo.

3. Pon una fecha definitiva para cumplir tu propósito.

4. Escribe tu plan. Tienes que tener un plan que, paso por paso, describa cómo vas a lograr tu meta.

5. Toma acción inmediatamente sobre tu plan para hacerlo factible. Revisa tu meta dos veces al día: una vez en la mañana al levantarte y otra en la noche antes de dormirte para tenerla siempre presente.

Finalmente, recuerda que todas las personas tienen 24 horas al día para realizar actividades, la única diferencia es que las personas exitosas saben exactamente lo que quieren y tienen un plan para lograrlo. Es decir, destinan todo su tiempo a que sus metas y sueños se hagan realidad.

Ahora que conoces esta fórmula para alcanzar tus propósitos, es hora de tomar acción y tener fuerza de voluntad.

Fuente: IdeasInversión.com


Artículos Relacionados