Banco de la República brinda un análisis sobre el futuro de la economía colombiana

La expansión del producto interno bruto (PIB) de Colombia, con que se mide el crecimiento de la economía, este año se ubicará cerca del 1,6 %, según el equipo técnico del Banco de la República, que ahora contempla un rango entre 1 y 2 %.

Este ajuste a la baja del pronóstico anterior (1,8 %) se da luego de conocerse esta semana el bajo crecimiento del PIB para el primer semestre (1,2 %) y del segundo trimestre del año (1,3 %), según el Departamento Administrativo Nacional de Estadísticas (Dane).

De esa manera, el Emisor se pone en la franja baja de pronósticos para este año, cuando la Encuesta de Expectativas Económicas de la misma entidad en julio arrojó que 42 analistas promedian un crecimiento de 1,8 %, mientras el Gobierno se mantiene en su meta de un 2 %, igual al aumento del PIB alcanzado en 2016.

“Pensamos que, en efecto, ya tocamos fondo, que podemos crecer más, pero aún las tasas son muy insatisfactorias (…). El equipo técnico del Banco es más pesimista que la mayoría de analistas y está esperando crecimientos este año de 1,6 %, 1,7 % o 1,8 %, cuando otros esperan sea de 2%”, comentó Juan José Echavarría, gerente del Banco de la República este viernes durante la presentación del informe trimestral de inflación.

Agregó que el potencial de crecimiento de la economía colombiana es de 3,3 % a 3,5 %.

“Pienso que el año entrante la economía colombiana podrá estar expandiéndose a tasas entre 2,5 % y 3 % que, insisto, no es satisfactorio, pero sí mucho mejor que el crecimiento actual”, proyectó Echevarría. En ese sentido, el sondeo mencionado del Emisor arroja un promedio esperado de incremento del PIB de 2,5 % para 2018.

En este contexto, juega a favor la tendencia de Colombia a crecer al ritmo potencial en el largo plazo, al igual que la sostenida recuperación de otros socios comerciales de América Latina como México y Brasil, Perú y Chile.

De otro lado, se aprecia una reactivación de la economía global, con mejores desempeños en Estados Unidos, Europa y Japón, mientras que la reducción reciente de la tasa de interés de intervención del Banco de la República, que abarata el crédito a hogares y empresas, al tiempo que estimula el consumo y la inversión.

En todo caso, el mejor desempeño de la economía también dependerá en buena parte de cómo se recuperará la demanda en próximos meses, mientras los datos de aumento de consumo de los hogares al primer semestre de 2017 serán publicados por el Dane el próximo martes.

“El indicador de confianza del consumidor de Fedesarrollo muestra que las noticias son malas a julio, pero cada vez es menos malo, y tenemos la evidencia de que estamos rebotando desde niveles más malos (…), uno esperaría que la tendencia mejore”, añadió el gerente del Emisor.

Asimismo, la encuesta de gasto de los hogares de la firma Raddar, ya muestra indicadores de mejora. El consumo de los colombianos está creciendo a tasas mayores que la inflación anualizada: la medición de julio arrojó un crecimiento real (descontando inflación) de 1,2 % frente a igual mes de 2016.

 

Fuentes: El Colombiano

Artículos Relacionados