Unión Europea extiende el tope al precio del gas durante un año

Gas
Foto: Pixabay

La Unión Europea acordó este martes prolongar las medidas de emergencia adoptadas durante la crisis de precios de la energía de 2021 y 2022, como un tope de precio a las compras de gas en el mercado mayorista y otras disposiciones para fomentar el ahorro energético y la solidaridad entre los veintisiete Estados miembros.

«Es necesario para abordar una situación aún frágil en la UE tras la invasión rusa de Ucrania. Esto nos permitirá garantizar la estabilización de los mercados energéticos, aliviar el efecto de la crisis y proteger a los ciudadanos de la UE de los precios excesivos de la energía», declaró en un comunicado la ministra española para la Transición Ecológica, Teresa Ribera.

A propuesta de la Comisión Europea, los Veintisiete acordaron extender un año el tope al precio del gas en 180 euros el megavatio-hora (MWh) en el mercado de futuros si los precios superan ese umbral durante tres días consecutivos.

También puede leer:

España crecerá menos en 2024 y la inflación se moderará al 3,3%, según el banco central

Ese escudo, que entró en vigor el 1 de febrero de 2023 y nunca llegó a utilizarse porque se calmaron los precios, seguirá vigente hasta el 31 de enero de 2025, si bien ese hidrocarburo cotiza actualmente a unos 31 euros en el mercado de futuros TTF, notablemente más caro que antes de la crisis pero muy lejos del umbral de activación.

El polémico «tope al gas» es una intervención que Países Bajos y Alemania se negaban a aprobar y que finalmente fue adoptado en diciembre de 2022, con la abstención de Berlín y La Haya, el voto en contra de Budapest y el «sí» del resto de Estados miembros.

Los países de la Unión Europea también extendieron hasta el 31 de diciembre de 2024 las medidas de solidaridad entre Estados en caso de escasez de suministro de gas.

No obstante, acordaron suprimir la obligación de los Estados miembros de participar en la agregación de demanda de gas para, a partir de ese volumen comunitario, negociar compras conjuntas de ese hidrocarburo.

Por último, los Estados miembros ampliaron hasta junio de 2025 la mayoría de las medidas para acelerar el proceso de concesión de permisos y la implantación de proyectos de energías renovables.

La prolongación de las medidas no incluye el llamado «mecanismo ibérico» que permite a España y Portugal limitar el precio del gas en el mercado eléctrico, expediente validado hasta final de año y cuya posible prórroga -la segunda- se analizará de forma individual bajo el régimen de ayudas de Estado una vez solicitado por España y Portugal.

EFE

Síguenos en: